El pueblo militar que se convertirá en una comuna hippie en pleno Siglo XXI

Manuel GonzalezViernes, 30 de diciembre de 2016 2:45

shares
Noticias patrick henry village



El pueblo alemán conocido como Patrick Henry Village (PHV) no es una comunidad tradicional cualquiera, en ella llegaron a vivir hasta 16 mil estadounidenses. Está ubicado cerca del distrito Heidelberg, en el suroeste de Alemania.

Lleva por nombre el de un héroe de la independencia y ex gobernador norteamericano. Fue durante varias décadas, una especie de “pequeña América” en el corazón de Europa.
Durante la ocupación aliada de Alemania al término de la Segunda Guerra Mundial, el ejército de Estados Unidos construyó una base militar para coordinar la avanzada del ejército de ocupación en Alemania Occidental en esta pequeña aldea de 97 hectáreas.

Fue clausurada en 2013 por el presidente Barack Obama. Las últimas tropas terminaron de salir entre 2014 y 2015. Ahora el gobierno alemán la mantiene cerrada, aunque no por mucho tiempo. Al parecer la historia particular de PHV dará un nuevo paso.
Se convertirá en una “comuna hippie digital”.

La empresa Carlo Ratti Associati, dirigida por un arquitecto italiano, quiere transformar el pueblo de forma radical.

“Estamos preparando la ciudad del futuro. Este es un experimento”, le dijo Carlo Ratti, científico del Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT por sus siglas en inglés) y director del proyecto, a la BBC. “La única manera en que las sociedades progresen es haciendo cosas diferentes”.
La idea es ocupar apenas un kilómetro cuadrado del lugar para que cerca de 4 mil personas se establezcan. La sociedad deberá trabajar en conjunto para lograr los objetivos principales: ser autosuficiente al 100 por ciento. Alimento, ropa e incluso el Internet, deberán ser responsabilidad de todos.

La colaboración es la clave para que todo funcione.
Los nuevos habitantes de Patrick Henry Village serán voluntarios que envíen una solicitud que puede rellenarse en la página oficial del proyecto, donde expliquen por qué quieren vivir ahí.

Ratti presentó su idea en la Exposición Nacional de Arquitectura Alemana, llevada a cabo este año en la ciudad de Leipzig. Las autoridades alemanas todavía no han dado respuesta a su deseo de ocupar el lugar.
La aventura que Ratti y sus compañeros buscan llevar a cabo tiene algunos parecidos con la ciudad china de Huaxi, en el departamento de Guizhou, en el sureste de China.

En la década de los 60 del siglo pasado, cerca de 600 habitantes habían llegado a esta zona del país asiático huyendo de la pobreza de sus propias localidades. A partir del desarrollo de una empresa de tornillos, cuyo dueño desarrolló una estrategia para que la producción beneficiara a todos sus vecinos, el lugar creció de manera sostenida a lo largo de varias décadas.

Según el último censo en China, Huaxi tiene cerca de dos mil habitantes. Todos tienen más de 100 mil euros en el banco y acceso a seguridad social y educación pública.
El problema de esta población es el mismo que para el país en general: el proteccionismo y la censura no permiten ningún tipo de opinión contraria.

Se espera que, de triunfar el experimento en Alemania, este tipo de problemas no afecten a los nuevos habitantes del Patrick Henry Village. El futuro podría ser como en dicho pueblo si todo sale bien.

*

Podría interesarte:

Tau: la primera comunidad que funciona sólo con energía solar.

La niña de 11 años que se convirtió en el símbolo de la comunidad latina en EUA.





ETIQUETAS: hippies
REFERENCIAS:
Manuel Gonzalez Manuel Gonzalez

COMENTARIOS