Por orinarse en la cama un niño es asesinado por su padrastro

Lau AlmarazMiércoles, 25 de octubre de 2017 22:35

shares
Noticias

El pequeño de cinco años mojó la cama y ese fue motivo suficiente para que su padrastro le arrebatara la vida.


Un día de agosto, Joshcar dejó de vivir con sus abuelos en Escape de Lagunillas, en el municipio de Chietla, en Puebla. Patcy, su mamá, decidió que sería buena idea llevarlo a vivir con ella, con su hermano Carlos, de 9 años, y con Absalon, su padrastro. Lo que menos imaginaba Joshcar, a sus cinco años, era que dos meses después su vida acabaría a manos del hombre que compartía el día a día con su mamá.


El 19 de octubre pasado, Joshcar fue despertado por Absalon al descubrir que había orinado la cama. «¡Eres un cochino!», le gritaba el hombre al menor al tiempo que lo golpeaba fuertemente para después llevarlo a una tina con agua fría, en donde lo sumergía como castigo por orinar la cama. Uno de los golpes de Absalon fue mortal, pero ni él ni Patcy se dieron cuenta del estado de Joshcar hasta que a gritos lo llamaron y no respondió. El hombre le gritaba para que se levantara, pero no reaccionaba. Carlos corrió a casa de sus abuelos para decirles lo que estaba pasando con su hermano.


El pequeño Joshcar fue trasladado al Hospital Comunitario de Jonacatepec, en Morelos, pero las lesiones eran tan graves que tuvo que ser reubicado en el Hospital del Niño y el Adolescente Morelense, en donde se le diagnosticó muerte cerebral. Sus restos fueron velados tanto por sus abuelos como por Carlos en el municipio de Chietla.


*Absalon 'N', presunto culpable del homicidio de Joshcar. (Foto: Periódico Central)


Las cifras por maltrato infantil en México son escandalosas. Según Datos del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), seis de cada 10 niñas, niños y adolescentes entre uno y 14 años, han vivido algún episodio de violencia intrafamiliar. Desde castigos físicos severos pasando por bofetadas, jalones fuertes, manotazos o puñetazos, la violencia en casa contra los niños va en aumento.


El caso de Joshcar se sumó a una fatal estadística: tres de cada cien casos de muertes de niños y adolescentes de entre cero y 17 años, son a consecuencia de la violencia familiar. Cuando se abrió la carpeta de investigación, tanto Patcy como Absalon se contradijeron en las versiones que dieron al agente del Ministerio Público. Ambos dijeron que había sido un perro el que atacó al menor y también declararon que, jugando con el niño, a ambos se les “pasó la mano”.


*Absalon 'N' y Patcy, presunto culpable del homicidio y madre de Joshcar, respectivamente. (Foto: Periódico Central)


El MP obtuvo la orden de aprehensión solicitada en contra del presunto agresor, quien fue detenido en Cuautla, Morelos. Patcy se dio a la fuga, según informan autoridades al Periódico Central. Este 26 de octubre, Absalon estará presente en la audiencia de vinculación a proceso en la Casa de Justicia de Cuautla, Morelos. Al padrastro de Joshcar ya se le realizó la imputación formal por el delito de homicidio calificado en grado de tentativa y permanece en prisión preventiva como medida cautelar.


En un estudio realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en 2015 se registraron mil 57 homicidios de niñas, niños y adolescentes, es decir, 2.8 niños por día.


Podría interesarte:


Antony, el niño que sobrevivió a la tortura en la CDMX

Lau Almaraz Lau Almaraz

Periodista egresada de la FES Acatlán.

COMENTARIOS