Mujer es condenada a muerte en Pakistán por haber sido violada

Vicente RJueves, 1 de junio de 2017 12:50

shares
Noticias mujer condenada a muerte por ser violada



¿Aún creemos que hay igualdad entre hombres y mujeres en pleno Siglo XXI?

El caso de una joven en Pakistán que fue violada por su primo ha dado la vuelta al mundo, no porque sea algo nuevo, sino porqué muestra la terrible desigualdad de genero que mujeres viven todos los días.

La joven de 19 años aseguró a la policía que ella y su familia estaban dormidos en su casa en Rajanpur, un distrito rural en Punjab, cuando su primo entró a la casa y la violó.

El problema no sólo quedó en la agresión sexual, la joven también fue sentenciada a muerte por haber mantenido relaciones sexuales con su primo. Ella explicó que eso no fue consensuado, más bien que había sido una violación, pero nadie le creyó.

“No pude llamar a nadie porque él estaba sosteniendo una pistola. Pero el Panchayat se negó a aceptar mi declaración y dijeron que me acosté con él con consentimiento”, aseguró la joven a Press Trust of India.

El órgano judicial que sentenció a la joven fue un Panchayat, nombre con el que se conocen a los concejos locales en la región. Este tipo de tribunales no tienen una validez legal oficial, pero operan en los pueblos remotos de Pakistan y a menudo se encargan de juzgar los casos de adulterio.

Cuando familiares se enteraron de lo que había pasado, se dirigieron al Panchayat donde cuatro hombres, entre ellos Muhammad Shafee, padre del violador, obligaron al tribunal a pronunciar un Karo Kari (crímenes de honor).

Por suerte la joven logró escapar de la pena de muerte y se dirigió a la policía para denunciar, indicando que el “panchayat se negó a aceptar mi declaración y declaró que me acosté intencionalmente con él”.

Junto a eso la chica denunció que el tribunal no había tomado ninguna medida contra su violador.

Según una declaración a Press Trust of India de Qaisar Hasnain, un policía de Fazilpur, se pudo conocer que ya había una denuncia oficial por el hecho y que los cuatro hombres que convocaron el Karo Kari, junto al violador, se encontraban en busca por las autoridades. La mujer logró ser recibida en un refugio del gobierno de Rajanpur.

Este caso ya no es nuevo dentro de la complicada realidad de violencia sexual y abusos que viven las mujeres en Pakistán, un país con una sociedad misógina que castiga a las mujeres que denuncian las violaciones con penas peores que el sufrimiento mismo por el ataque.

En 2015, mil 096 mujeres y sólo 88 hombres fueron víctimas del Karo Kari por crímenes de honor.

***

Podría interesarte:

Francia recibe al primer refugiado de la persecución gay en Chechenia

Muerte, hambre y desprecio, los retos que sufren indígenas en Brasil

Niña de 11 años es obligada a casarse con su violador

ETIQUETAS:
REFERENCIAS:
Vicente R Vicente R

COMENTARIOS