Las llantas se convierten en el principal contaminante de los océanos

Ernesto SantillanMiércoles, 22 de febrero de 2017 4:50

shares
Noticias llantas contaminan los oceanos


Hasta 30 por ciento de los residuos plásticos que contaminan los océanos cada año provienen de los microescombros que producen las llantas y los textiles, informó el más reciente reporte de la Unión Internacional para la conservación de la Naturaleza (IUCN por sus siglas en inglés).

Los datos que revelaron esta información fueron obtenidos después de analizar los datos recolectados en siete de las principales regiones del planeta a lo largo de todo un año, permitiendo calcular qué cantidad de los aproximadamente 9.5 millones de toneladas de plástico que son desechados al océano como basura provienen de microescombros plásticos.

El reporte informó tras el análisis que entre el 15 por ciento y el 31 por ciento de la contaminación que producen los plásticos provienen de productos de plástico que producen micropartículas del mismo material cuando se desgastan.

Dos terceras partes de estos contaminantes son los que se producen con el desgaste de las llantas de los automóviles y al lavar telas que fueron fabricadas con materiales plásticos los cuales se desintegran poco a poco con cada lavada liberando residuos que terminan en el océano.
El estudio también identificó que el dos por ciento de los contaminantes oceánicos a nivel mundial provienen de los cosméticos.

“Nuestras actividades diarias más básicas como lo son lavar ropa y manejar han resultado ser las acciones que más han contribuido en la contaminación de nuestros océanos y de las criaturas que ahí habitan, provocando eventualmente efectos devastadores tanto en la vida marina como de los humanos si no se comienzan a tomar medidas para solucionar este problema inmediatamente, comentó Inger Andersen, director general de la IUCN.
Sin embargo, de acuerdo con los expertos, resolver el problema de los microescombros plásticos que tanto dañan es una labor muy compleja de lograr.

“Para poder tan siquiera comenzar a pensar en una solución debemos educar tanto a los consumidores como a las fábricas manufactureras para que cambien sus hábitos de consumo y de fabricación de sus productos contaminantes, al igual que mucha de la infraestructura de la cual dependemos para la recolección y manejo de desechos”, explicó Joao de Sousa, uno de los líderes del proyecto.

Actualmente, el uso y fabricación de llantas para automóviles es una industria a nivel mundial y un producto que más del 60 por ciento del transporte que los humanos usamos necesita; un hecho que convierte este producto en algo muy difícil de sustituir o dejar de usar a pesar de las afectaciones que está provocando.

Por su parte, la industria textil, el principal mercado en la utilización y fabricación de microfibras plásticas, el material que podría considerarse como uno de los que más contamina los océanos, tendría que sustituir sus hilos y telas por puros materiales naturales, como podría ser el algodón. Sin embargo, estos cambios se verían reflejados inmediatamente en el costo de la ropa y de las ganancias de las empresas. Por lo que un cambio en sus políticas del uso de materiales se antoja difícil en un futuro cercano.

*

Podría interesarte:

Organización Mundial de la Salud revela que la contaminación mata a miles de bebés al año.

Los contaminantes humanos que llegaron a las zonas más profundas del océano.

Por primera vez en la historia, generar energía limpia es la opción más barata del mundo.



  

ETIQUETAS:
REFERENCIAS:
Ernesto Santillan Ernesto Santillan

COMENTARIOS