Países de América Latina con corrupción y violencia logran disminuir la pobreza; México no

Vicente RMiércoles, 15 de marzo de 2017 12:44

shares
Noticias disminuir la pobreza



“México debe acabar con la corrupción desde la raíz”, esta es una frase muy repetida por políticos, empresarios, autoridades y muy escuchada por todos, pero ¿en realidad nuestro país está tan afectado por la corrupción?

Durante 2016 salieron a la luz cientos de nombres de personas y corporaciones vinculadas con los paraísos fiscales en los llamados “Panama Papers” y “Bahamas Leaks”. Un ejemplo se dio al cierre del año, con el destape de la estructura corrupta de la constructora brasileña Odebrecht en 10 países de América Latina.

Las principales economías de la región se vieron expuestas a una trama de pago de sobornos por más de 735 millones de dólares, con excepción de Chile.

Un estudio que buscó poner de relieve la conexión entre la corrupción y la desigualdad, en el que se entiende que éstas se alimentan mutuamente para crear un círculo vicioso entre la corrupción, la distribución desigual del poder en la sociedad y la distribución desigual de la riqueza, es el Índice de Percepción de la Corrupción 2016 realizado por Transparencia Internacional.
En el estudio se logró confirmar el daño que provoca la corrupción en la reputación de los países. Venezuela, por ejemplo, ocupó la peor posición del ránking de Transparencia Internacional al tiempo que fue el segundo país donde Odebrecht pagó más sobornos (98 millones de dólares).

En el caso de México, la situación corre en sentido contrario. México pasó del lugar 95 al 123 en el índice de Transparencia Internacional; en América Latina, siendo Paraguay, Guatemala, y Nicaragua los peores calificados.
En el Foro Internacional "¿Por qué persisten la pobreza y la desigualdad en México?" académicos y expertos alertaron que, aunque países como Bolivia, Brasil y Perú también enfrentan una severa corrupción, violencia e impunidad, de 2005 a 2012 lograron reducir su nivel de pobreza alrededor de 20 por ciento, algo que México sólo logró aumentar 6 por ciento.

Expertos indicaron que Bolivia pasó de un 63.9 por ciento de pobreza a un 42.9 por ciento; Brasil, de un 36.4 por ciento a un 18.6 por ciento, y Perú de un 52.5 por ciento a un 25.8 por ciento. En contraste, el nivel de pobreza en México aumentó de un 31.7 por ciento a un 37.1 por ciento, esto citando datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

Juan Luis Avendaño, académico de la Universidad Iberoamericana, aseguró que los porcentajes de percepción de corrupción han aumentado en México porque se ha tenido mayor visibilidad en los medios de comunicación y por el hartazgo de la ciudadanía.

Entre 1997 y 2014, el número de beneficiarios del programa social emblema del Gobierno Federal, originalmente Progresa, ahora Prospera, pasó de 5 millones a 25 millones. Sin embargo, la población por debajo de la línea de pobreza por ingresos (Línea de Bienestar) no se ha movido prácticamente nada: en 1992 era de 54.8 por ciento. Para 2014 era de 53.2 por ciento.

México ha marcado un retroceso cada vez mayor que afecta siempre a los que menos tienen, algo que tarde o temprano se verá reflejado en las urnas y el descontento de la sociedad.

*

Podría interesarte:

La nueva ley en Bolivia que despenaliza el aborto en caso de pobreza extrema.

La pobreza es más letal que la obesidad y el consumo de alcohol, afirma estudio.

10 datos sobre la cruda realidad de la pobreza en el mundo.





ETIQUETAS:
REFERENCIAS:
Vicente R Vicente R

COMENTARIOS