Las 5 cosas que debes conocer para entender la crisis de Venezuela

Vicente RJueves, 4 de mayo de 2017 15:44

shares
Noticias crisis de venezuela

 

Venezuela de las más profundas crisis de su historia, que ha ocasionado una enorme ola de protestas, enfrentamientos entre opositores, fuerzas de seguridad y simpatizantes del gobierno.

Se trata de las mayores protestas registradas en el país, donde todos suplican por la derroca del presidente Nicolás Maduro.

Los opositores han asegurado que se mantendrán en las calles hasta conseguir sus objetivos. Pero el gobierno asegura que las protestas forman parte de un intento golpista.

Con todo esto hay que preguntarnos qué ha tenido que hacer Nicolás Maduro para convertir al país con más reservas de petróleo del mundo en una zona de bancarrota.


1) La Revolución Bolivariana

Hugo Chávez fue el anterior presidente de Venezuela y padre de la Revolución. Una de sus primeras políticas fue el llamado Sistema de Democratización del Empleo, que implementó en la empresa PDVSA, la compañía del propio Estado encargada de extraer el petróleo.

Todo empezaba bien, ya que en sólo cuatro años se convirtió en la empresa más grande de Latinoamérica se había multiplicado por cuatro.

Sin embargo, Venezuela seguía produciendo el mismo número de barriles de petróleo que antes, es decir, el crecimiento en la plantilla no se debía a criterios empresariales, más bien obedecía a un intento del gobierno de crear más empleos.

Un caso similar fue el gasto público, que se multiplicó por tres durante el gobierno de Chávez, eso significa más funcionarios y más programas sociales.

Gracias a que los ingresos por la exportación de petróleo justificaban todo gasto, Venezuela pasó de tener un 60 por ciento de población en pobreza a sólo 30 por ciento. Nada mal, ¿verdad?

2) Nadie rechazaba su petróleo

Estos datos contrastan con la eterna postura de Chávez, ya que aunque se empeñaba en decir que había una conspiración de los países occidentales contra su gobierno, lo cierto es que nadie rechazaba su petróleo.

Desgraciadamente, aunque todo suene muy bien, todo iba para mal, ya que Venezuela terminó dependiendo en su totalidad del petróleo; basta con ver que en 2012, el 95 por ciento de sus exportaciones eran sólo de crudo. A esto debemos sumarle que PDVSA le costaba demasiado dinero al gobierno.

Todo el sueño de la Revolución terminó en 2014, cuando los precios del petróleo cayeron a niveles en extremo bajos, y el primer país en sentir los efectos fue Venezuela.

Para cuando empezó aquella crisis, Hugo Chávez ya había muerto víctima de cáncer y el sucesor al mando fue Nicolás Maduro.

Maduro indudablemente se encontró con que Venezuela ya no ganaba dinero con su petróleo. Todo un problema, ya que aún tenían muchos sueldos que debían pagarse, eso junto a la política de expropiación que provocó que Venezuela no tuviera empresas privadas.

Con todo esto, era obvio que el gobierno que alguna vez fue "el salvador de su gente", ya no tenía ingreso de dinero, ni manera de conseguirlo.

3) Impresión de dinero

Fue en ese momento cuando Maduro asumió una de las peores decisiones que puede tomar un mandatario: imprimir dinero para conseguir liquidez. Solo hay que ver la reacción, ya que al devaluarse el bolívar -la moneda de Venezuela-, la inflación en ese país se disparó por los aires.

Tal fue la problemática, que en tan sólo los tres meses de verano de 2015, los precios se duplicaron. Esto significa que si tú estabas en Caracas en el mes de junio de 2015, y te comías un hot dog que costaba 50 bolívares y tres meses después volvías al ese lugar, ese mismo hot dog ya te estaba costando 100 bolívares. Es decir, el doble.

Esto es lo que ha pasado en Venezuela desde hace tres años, al tener la inflación más alta del mundo.

Nicolás Maduro entonces se dio cuenta de que la misión bolivariana de acabar con la pobreza, se había ido por el caño, cuando tomó otra decisión que terminó hundiendo a su país: el precio máximo de venta al público.

¿Qué significa esto?

4) Venta en dólares

El proveedor te vende el kilo de bistec en 10 dólares, pero el tipo de cambio que te da Venezuela es de 10 bolívares por dólar, pero en realidad absolutamente nadie te va a dar dólares a ese precio, así que si quieres pagarle a tu proveedor, tendrás que hacerlo con el equivalente a diez mil bolívares.

Una vez que pudiste comprar la carne, llegas a tu tienda y la quieres vender, pero resulta que el gobierno puso un control de precios y no puedes ofrecerla más cara que de mil bolívares, con lo cual no sólo dejas de ganar, también terminas perdiendo.

Te preguntamos entonces ¿qué haces en ese caso?

Te damos dos soluciones: te resignas y cierras la carnicería, o intentas colocar tu producto en el mercado negro. Así de difícil la situación.

Aquí no hay de otra, ya que si quisieras ser autosustentable y decidieras plantar tu propio trigo en Venezuela, necesitarías las semillas, el fertilizante, el tractor y más cosas que deberás conseguir en otro país.

¿Cuál es el problema con eso? Pues resulta que al día de hoy, ningún país en el mundo es capaz de producir todo lo que consume. Todos necesitan de todos.

Junto a esto y aunque suene ridículo, el costo de producción de petróleo en Venezuela es tan alto, que resulta más barato comprarlo a otros países que producirlo en el propio.

Esto explica por qué hay filas de kilómetros en los supermercados, donde la gente termina golpeándose por un rollo de papel o un desodorante.

Según un estudio hecho por tres universidades de Venezuela, han asegurado que el venezolano promedio ha perdido entre ocho y diez kilos de peso debido a la escasez de alimentos.

Entonces, vemos que el trasfondo de las masivas protestas en el país del sur es gracias a una prolongada crisis económica, que ha colocado a la mayoría de los venezolanos en una situación mucho peor que la que ya vivían en 2014.

Pero, ¿qué es lo que pide la oposición?


5) Celebración de elecciones regionales

 Los opositores además exigen la celebración de las elecciones regionales -que deberían haber tenido lugar el año pasado-, así como los comicios municipales, que según el calendario electoral deberían ocurrir en este 2017.

La oposición reclama también la liberación de los presos políticos, en su mayoría detenidos luego de las protestas de enero de 2014 -como el caso de Leopoldo López-, además de la apertura de un canal humanitario para que al país ingresen medicinas y alimentos.

Pero a pesar de que las peticiones suenen lógicas, en un Estado fallido como el de Venezuela, el gobierno de Nicolás Maduro ha calificado las acciones de la oposición venezolana como una ofensiva golpista.

Maduro ha respondido acusando a los opositores de fomentar la violencia, de "terrorismo" y de querer preparar el terreno para una intervención extranjera.

Para muchos analistas internacionales, el gobierno de Venezuela ya es oficialmente una dictadura.

*
Podría interesarte: 

El Tribunal Supremo de Venezuela disuelve a la Asamblea Nacional

La nueva cara de las protestas en Venezuela

¿Por qué los médicos cubanos huyen de Venezuela?


ETIQUETAS:
REFERENCIAS:
Vicente R Vicente R

COMENTARIOS