Yonquis del WiFi: Electroshocks y tortura en los campos chinos para adictos al Internet

Tomasa MendozaLunes, 14 de agosto de 2017 13:28

shares
Noticias campos de adiccion al internet

En China las drogas se consumen online. Los adictos no pasan sus días inhalando líneas y líneas de coca blanquísima o pinchando sus pieles amarillentas en las venas más espesas. Los chinos se obsesionan hasta la locura por el Internet y por el scrolling infinito: la hiperconexión perpetua.

Frente a un creciente número de adictos al Internet, en el primer país del mundo que los clasificó como pacientes clínicos, los padres de los afectados buscan con urgencia "desprogramar" a sus críos. Los campos ya se encuentran por todas partes y dentro de ellos se toman medidas cada vez más severas para arrancar el problema de raíz. Los medios internacionales los definen como centros al estilo militar, con rutinas estrictas y con métodos para disciplinar poco convencionales por lo "arduos" que son.

Esta mañana, el mundo conoció el caso de un adolescente de 18 años que murió dentro de uno de los famosos centros para tratar la adicción al Internet, localizado en la provincia de Anhui. Su cuerpo presentaba "múltiples" heridas, por lo que se acusa directamente al director del centro y al personal. Y como ese, se reportan decenas de casos de maltratos.


campos de adiccion al internet 1

*Foto: Getty Images

De acuerdo con la BBC, los padres toman la medida desesperada de internarlos, como sucedió con el joven que perdió la vida, porque, como sucede con cualquier adicción, ellos solos no tienen la capacidad ni la experiencia de tratarlos solos, de evitar el ansia de navegar por la red. Generalmente, los centros combinan terapias psicológicas para limitar la ansiedad de consumo con terapias o "entrenamientos" físicos. En China hay un debate respecto a las "granjas", pues a pesar de que son necesarias, como son necesarios los lugares para tratar el acoholismo, la ira y otras adiciones, la forma en la que tratan a los internos no está regulada por ninguna ley.

Dentro de los centros, los pacientes (y sobrevivientes) han narrado cómo los golpean y los someten a terapias de electroshock para intentar modificar, a toda costa, las señales que envía el cerebro y que los hacen regresar una y otra vez al Internet.


campos de adiccion al internet 2

*Foto: PANOS.

El medio británico explica que los centros que proliferan por todos lados pueden pertenecer tanto a hospitales gubernamentales o son privados.

Asimismo, muchas personas culpan también a los padres, pues cuando aceptan y reconocen la afición de sus hijos, no toman la responsabilidad necesaria para educarlos y en vez de eso los envían con más frecuencia lejos de ellos, con personas ajenas que no los conocen lo suficiente. Y a la vez, ellos se justifican asegurando que es la única opción que les queda para que sus hijos no echen su vida por la borda y se pongan a estudiar de una vez por todas.



ETIQUETAS: Internet Videojuegos China
REFERENCIAS:
Tomasa Mendoza Tomasa Mendoza Periodista

Sí a las figuras retóricas.

COMENTARIOS