PUBLICIDAD

‘Él tomó la decisión’: refugiada ucraniana se defiende tras críticas por enamorarse de su anfitrión

LO QUE TE INSPIRA

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La joven refugiada ucraniana rompe el silencio para defenderse, luego que su anfitrión dejó a su novia de toda la vida por ella.

Una refugiada ucraniana de 22 años, que se enamoró del anfitrión que la recibió tras huir de la guerra, rompió el silencio luego de las críticas en su contra. Tony Garnett, un guardia de seguridad de 29 años, decidió acoger a Sofía Karkadym en la casa donde vivía con su novia de toda la vida, Lorna. En menos de dos semanas, la refugiada y su anfitrión se enamoraron desatando una historia que ha conmocionado al mundo.

¿Qué fue lo que pasó?

En una historia que ha sorprendido a millones de personas, un hombre decidió dejar a su novia de toda la vida para irse con una refugiada ucraniana a la que recibieron en su casa. Tony Garnett, un guardia de seguridad de 29 años y papá de dos hijas, quedó flechado por Sofía Karkadym y después de diez días hospedando a la joven ucraniana decidió que era suficiente. ¡Lo dejó todo para estar con la refugiada! Debido al impacto de la situación, Sofía Karkadym ha sido acusada de provocar que las familias en la Gran Bretaña ya no quieran recibir a refugiadas/refugiados de Ucrania.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

“Su relación ya estaba mal. Nada de esto es mi culpa. Fue mi decisión irme de esa casa y fue decisión de Tony venir conmigo. Yo no rompí ningún hogar. Yo nunca pensé o tenía planeado que Tony se quedara conmigo. Eso nunca pasó por mi cabeza. A mí me gustaba su familia. Yo pasé mucho tiempo con Lorna y trataba de ayudarla, pero, nunca fue sincera conmigo. Ella provocaba mucha tensión sobre nosotros y eso nos acercó. En realidad. también es culpa de ella. Solo nosotros sabemos lo que realmente pasó. Ellos ya tenían una relación prácticamente destruida mucho antes de que yo llegara”.

Se enamoró de una refugiada ucraniana

Durante los últimos meses, cientos de familias en Europa voluntariamente han recibido a los refugiados que escapan de la guerra en Ucrania. En la Gran Bretaña, Tony Garnett y su novia Lorna, con quien tenía 10 años de relación, decidieron que era el momento de apoyar a Sofía Karkadym, una joven de 22 años que estaba pidiendo ayuda para huir de la invasión rusa en su país. Karkadym es originaria de Lviv (Leópolis), una ciudad ubicada al oeste de Ucrania muy cerca de la frontera con Polonia. La joven refugiada llegó a vivir a la Gran Bretaña a inicios del mes de mayo después de conocer a Garnett vía Facebook. El hombre fue quien la localizó a través del programa de refugiados implementado por su país.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Cuando Sofía llegó a su nuevo hogar, el hombre le pidió a una de sus hijas que se cambiara de cuarto con su hermana para que la refugiada ucraniana tuviera una recámara disponible. Al parecer, desde el momento en que la joven de 22 años llegó a la casa en Bradford, Lorna, la novia de Tony, empezó a mostrarse muy celosa de toda la situación. Después de diez días, la joven refugiada ucraniana se hartó y decidió irse de la casa. En ese momento, su anfitrión se fue con ella. “Mis papás dicen que están avergonzados y que ni siquiera pueden salir a la calle por mi culpa. Ellos dicen que por mi culpa nadie en la Gran Bretaña va a recibir más refugiados ucranianos. Dicen que cada familia se lo pensará dos veces antes de hacerlo. Esto se ha convertido en algo más grave. Ahora se trata de la guerra, de los refugiados y de cómo ayudas a otras personas. Esto no es culpa mía”, dijo la joven ucraniana ante la repercusión que esto podría tener en el programa de refugiados en el Reino Unido.

La guerra le cambió la vida

Antes de que iniciara la guerra, la joven refugiada ucraniana explica que tenía una vida normal y de pronto todo cambió. “Mi vida era hermosa y normal en Ucrania. Iba al gimnasio y trabajaba en una compañía de tecnología. Todo en mi vida estaba realmente bien. Cuando empezó la guerra, todo cambió para nosotros. Mi mamá tuvo que esconderse en un búnker, yo perdí mi empleo y no sabía qué hacer. Lo perdí todo. No puedes hacer nada en Ucrania por la guerra y por eso decidí huir. En mi país, es muy importante para los refugiados que tengan la ayuda que necesitan y esto ha tenido un efecto contraproducente. Ustedes no pueden entender cómo me siento. Se trata de mi país y tuve que dejarlo todo. Ahora hay personas que me escriben diciendo que soy una persona horrible y que hice algo muy malo para mí país. Todo mundo en la Gran Bretaña piensa lo mismo, pero, todo es una mentira”, fueron las palabras de Sofía Karkadym.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD