Editors' Choices
Política
Mundo
Videos
Qatar

MUNDO

Lola: la niña de 12 años encontrada sin vida al interior de una maleta, en París

Por: Lau Almaraz 19 de octubre de 2022

La pequeña fue encontrada sin vida en una maleta al pie del edificio en donde, además de vivir, su papá trabajaba como conserje; el caso ha conmocionado al país.

Y no sólo es un caso que ha conmocionado a París por tratarse de una pequeña, sino porque reaviva el debate sobre la inmigración y sus políticas. ¿Por qué? Porque quien presuntamente cometió el crimen, es una ciudadana de 24 años nacida en Argelia, quien, además, no tiene un domicilio fijo y es psicológicamente inestable, de acuerdo a las primeras investigaciones. La joven acusada presuntamente es una inmigrante, por lo que el caso incluso ha sido lamentablemente politizado, algo que es altamente criticado por los parisinos.

A Lola, una niña de tan sólo 12 años, le quitaron la vida y la colocaron al interior de una maleta de embalaje de plástico con manos y pies atados. La dejaron al pie del edificio en donde vivía con su papá, quien trabaja como conserje en el mismo lugar. El caso ya es conocido no sólo en París, sino en todo el mundo.

¿Quién era Lola?

Lola era una pequeña de 12 años que, el día en que la asesinaron, había pasado toda la mañana en la escuela. Su padre alertó que algo pasaba porque ella no regresó a casa a su hora habitual. Por la tarde se dio cuenta que la niña no estaba en casa, por lo que comenzó su búsqueda. Por la noche, se informó sobre la llegada de una maleta de embalaje de plástico, al pie del edificio en donde Lola vivía con su padre, y el cual se ubicaba en el distrito 19, en París.

Al abrir la maleta, se dieron cuenta de lo peor. El cuerpo de Lola, según reportan medios internacionales como la BBC, estaba aplastado, cubierto por una tela, con las manos y los pies atados. Aunque indicaron que tenía un corte en el cuello, la autopsia realizada reveló que la menor falleció por asfixia. En sus pies, había dos post-it; uno tenía escrito el número 0 y el otro el número 1.

Una ciudadana argelina, la presunta responsable

Este fin de semana, Dahbia B., una joven de 24 años nacida en Argelia, fue arrestada y señalada como la principal sospechosa del asesinato de Lola, pues fue identificada en un video de seguridad grabado por las cámaras del edificio en donde se dejó la caja con el cuerpo de la niña. En las imágenes se ve que ella entra por la puerta principal en compañía de Lola. Después, sale del edificio empujando una maleta y luego se le ve actuando de forma “incoherente” en la calle.

De acuerdo al medio citado, un testigo declaró que le pidió ayuda a cambio de dinero, por un “asunto de tráfico de órganos”. Aunque la chica fue detenida, la policía informó que esta declaración no la toman como “algo serio”, pues tienen como teoría que Dahbia es psicológicamente inestable. Tanto ella, como un hombre de 43 años, quien presuntamente transportó la maleta en su automóvil y la llevó hasta la puerta del edificio, están detenidos. En ese mismo lugar -en el que también vive la hermana de Dahbia- el mismo día que sucedió el crimen de Lola, tanto Dahbia como su hermana tuvieron una fuerte discusión, antes de que ella se fuera nuevamente, ahora sin la maleta.

Un caso que acusan, se está politizando

El asesinato y la detención de Dahbia como presunta autora han avivado las denuncias de la extrema derecha para que endurecer la inmigración, mientras el Gobierno critica la politización del suceso. El ministro del Interior, Gérald Darmanin, aseguró durante una entrevista con la radio RTL que “hay mucha indecencia” en algunas posturas, al ser consultado por los comentarios de dirigentes de la extrema derecha como Marine Le Pen (Agrupación Nacional) o Éric Zemmour, el líder del partido ultra Reconquête (Reconquista).

”¿Cuándo defenderemos a nuestros hijos de estos ‘francocidios’ que siempre cometen los mismos, siempre en detrimento de los mismos?”, había escrito Zemmour esta semana en su cuenta de Twitter al hilo de la muerte de la pequeña Lola, de 12 años. El debate se reprodujo también en la Asamblea Nacional este martes, durante una sesión de preguntas y respuestas al Gobierno. El diputado conservador Eric Pauget (Los Republicanos) reprochó al ministro de Justicia, Éric Dupond-Moretti, que debido a la “laxitud” de las políticas de inmigración del Gobierno una niña había sido “martirizada”, “violada” y “asesinada” por una inmigrante ilegal que no debía estar en territorio francés. ”Usar el ataúd de una niña de doce años como se usa un trampolín es una vergüenza”, contestó Dupond-Moretti.

Marine Le Pen, por su parte, interpeló a la primera ministra, Élisabeth Borne, afirmando que “una vez más” la persona responsable de un crimen no debería haber estado en el país y reclamó al Gobierno medidas urgentes. ”Demasiados crímenes y delitos son cometidos por inmigrantes clandestinos que no se ha querido o no se ha sabido enviar a sus países”, dijo la líder de la extrema derecha francesa. ”Un poco de decencia y respete el dolor de la familia”, le respondió Borne. En paralelo, el Elíseo anunció que el presidente Emmanuel Macron recibió a los padres de la menor asesinada y les transmitió “toda su solidaridad y apoyo”, según informó la radio pública FranceInfo. La organización de ultraderecha Institut pour la Justice ha convocado una manifestación para el jueves en París para protestar por el “asesinato de Lola y de centenares de inocentes” a lo largo de los años. Políticos de la derecha radical francesa como Jordan Bardella (aspirante a suceder a Marine Le Pen al frente de Agrupación Nacional) o el propio Zemmour ya confirmaron su presencia.


Recomendados: Enlaces promovidos por MGID: