Un colombiano es el primer pastor cristiano gay de Latinoamérica

Brenda TorresViernes, 27 de noviembre de 2020 15:08

shares
mundo la historia de jhon botia un pastor cristiano homosexual en bogota

En la “Iglesia de la inclusión” el pastor tiene una congregación de casi 30 personas, de las que 18 son personas de la comunidad LGBT.



La Iglesia Colombiana Metodista de Bogotá es ‘la casa’ del primer pastor cristiano y abiertamente homosexual que ‘predica’ la palabra de Dios y realiza labores sociales para reivindicar a las poblaciones con condiciones sexuales diversas en Colombia. 


Cada domingo, Jhon Botia Miranda enseña sobre Dios, pero también sobre respeto y tolerancia. Cada ocho días abre las puertas de su comunidad (en la localidad de Chapinero, en Bogotá) para recibir a quienes se sienten señalados y defender que cada persona se gobierna a sí misma.


En entrevista con El Tiempo, asegura que actualmente el cristianismo se ha convertido en “una lista de chequeo en la que les dicen a las personas: ‘no tomes, no fumes, no tires, no te vistas’. Lo que queremos es dar la libertad que Jesús dio”.

la historia de jhon botia un pastor cristiano homosexual en bogota 1

(Imagen tomada de Facebook)

La historia de Jhon

Su ‘pastorado’ ha sido blanco de controversias, polémicas y comentarios tanto positivos, como negativos. Botia Miranda nació en Villavicencio y actualmente tiene 31 años, dice que jamás pensó en convertirse en pastor y que siempre se imaginó viviendo de la construcción de casas y con la recolección de agua en beneficio de los más necesitados, quería ser misionero.


Cuenta que comenzó su ‘vida cristiana’ a los 13 años y se incorporó a la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, más conocida como iglesia de los mormones.  


Cuando estaba por cumplir 20 años, Jhon se mudó a Bogotá. En ese momento, la iglesia a la que asistía era muy conservadora y él tenía una “lucha interna complicada”; comenzó a cuestionarse si él era el único homosexual que creía en Dios y para darle solución a su incógnita decidió crear un grupo de cristianos que hablaran sobre sus vidas. 


En esos espacios conoció a su actual pareja que lo invitó a la Iglesia Metodista que actualmente ‘pastorea’.


De entrada, el nombre le sonó raro. Se imaginó a mujeres con faldas largas y a hombres con la Biblia debajo del brazo todo el tiempo. Se mesuró cuando le dijeron que eran inclusivos y que querían forjar diálogos honestos.


“La primera vez que fui, llegué de corbata y con mi morral de escritura. Me sorprendí cuando los vi en jean, con tenis, todos relajados. ¡El que desentonaba era yo!”.


Leer también: Que siempre no: Vaticano dice que declaraciones del Papa sobre unión homosexual fueron editadas

la historia de jhon botia un pastor cristiano homosexual en bogota 2

(Imagen tomada de Facebook)

Botia Miranda mencionó que quedó impactado con el servicio social que la iglesia ejercía y ejerce actualmente; dos años después de su ingreso ‘se ordenó’. 


Jhon cuenta que a pesar de que hay otras iglesias con pastores homosexuales, aún “hay muchos otros pastores y sacerdotes que no salen del closet”. La vida de este pastor no sigue el estereotipo establecido en la mayoría de iglesias actualmente. Según Botia, él “no come biblia todo el tiempo”, sale a rumbear, de vez en cuando bebe cervezas y hace actividades como cualquier persona.


El 18 de enero del 2018 se convirtió en el primer pastor gay dentro de la Iglesia Metodista en Colombia y Latinoamérica.


Los obstáculos

Cuando lo consagraron como pastor, desde la Conferencia Episcopal dijeron que su nombramiento no era válido. El obispo metodista respondió que agradecía la preocupación, pero que eran una denominación independiente.


Otras iglesias cristianas los señalaron como la ‘iglesia de los maricas’, utilizando ese calificativo para disminuirlos: “hay gente muy casada con lo que piensa y lo que cree que es verdad”.


Su posición fue hacer oídos sordos y seguir con su trabajo. “Para que digan que soy una abominación tienen que usar la razón y argumentos bíblico-teológicos demostrando qué se dijo, por qué se dijo, cuándo se dijo y la palabra en su lengua original qué significa”.


La Iglesia Colombiana Metodista ha sido criticada en múltiples ocasiones por su apoyo constante a la comunidad LGBTI. Sin embargo, desde 1996, realizan una importante labor con actores vulnerados como desplazados, desmovilizados y reinsertados. Jhon pastorea la sede ubicada en la localidad de Chapinero. Sus fieles no superan las 30 personas y según Botia, 18 son de la comunidad LGBTI, población indígena, afro, entre otros.


Recuerda que con nosotros puedes seguir informado aquí.

________________________________________________________________


Podría interesarte:

¡Histórico! Fiscalía de Puebla crea unidad especializada en investigación de delitos LGBT+

Joven trans descubre que tiene órganos reproductores femeninos y queda embarazada

¡Histórico! Sarah McBride se convierte en la primera senadora trans de Estados Unidos

ETIQUETAS: lgbtq mundo
REFERENCIAS: Infobae El Tiempo
Brenda Torres Brenda Torres Articulista de noticias

COMENTARIOS