PUBLICIDAD

MUNDO

Mujeres en Afganistán desafían a los talibanes exigiendo sus derechos (video)

A pesar de las restricciones que vienen con el nuevo régimen, las afganas no se rinden en su lucha por la igualdad.

El futuro de las mujeres en Afganistán es uno de los grandes temas por resolver para la comunidad internacional. Debido al regreso de los talibanes al gobierno, se han disparado las alarmas sobre qué pasará con todas las restricciones que tradicionalmente han sido impuestas por el Emirato Islámico. Durante los últimos veinte años, cuando los talibanes dejaron el poder ante la intervención de Estados Unidos, las mujeres habían dado los primeros pasos en busca de ganar más derechos dentro de la transición. Ahora, en su intento por seguir en la lucha, el enemigo representa una gran amenaza.

Retan a los talibanes

Algunas mujeres afganas comienzan a desafiar a los talibanes ante el temor de que vuelvan a imponerse las restricciones vigentes durante su anterior régimen, con protestas públicas para exigir a los insurgentes ser incluidas en el Gobierno que está por formarse o su derecho a seguir trabajando.Cada vez son más las imágenes de mujeres levantando pancartas y alzando consignas en contra de los talibanes en todo el país, un símbolo de la resistencia de periodistas, activistas y trabajadoras que se oponen a retroceder a aquella oscura era de represión.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Un grupo de trabajadoras de oficinas gubernamentales y activistas salió a las calles de Kabul para pedir al movimiento talibán roles en la nueva Administración, así como mantener sus empleos en oficinas estatales, según reportó hoy el canal afgano Tolo. "El pueblo, el gobierno y cualquier funcionario que vaya a formar un Estado en el futuro no puede ignorar a las mujeres de Afganistán. No renunciaremos a nuestro derecho a la educación, el derecho al trabajo y nuestro derecho a la participación política y social", dijo al canal de televisión la activista Fariha Esar.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

No se rinden

Las manifestaciones han sido reducidas, pero van tomando fuerza a medida que pasan los días, al recordar muchos el régimen talibán entre 1996 y 2001, cuando las mujeres no podían trabajar o ir a la escuela, y eran recluidas en el interior de sus hogares. Sin embargo, los talibanes han asegurado ahora de manera insistente que las mujeres podrán continuar con sus estilos de vida tal y como hasta ahora, volviendo a las escuelas o a sus empleos con los límites que establece el islam, pero algunas trabajadoras, sobre todo periodistas, denuncian que en la práctica esto no se cumple. "Quería volver a trabajar, pero lamentablemente (los talibanes) no me dejaron. Me dijeron que el régimen ha cambiado y no se puede trabajar", aseguró la presentadora de televisión Shabnam Dawran.

El coordinador del Comité para la Protección de Periodistas para el Sur de Asia, Steven Butler, condenó las medidas de "despojar a los medios públicos de prominentes presentadoras de noticias, ya que es una señal de que los talibanes de Afganistán no tienen ninguna intención de cumplir su promesa de respetar los derechos de las mujeres", dijo la organización. Los talibanes son recordados también por imponer un riguroso régimen en el que solo se permitía a las mujeres salir de casa en compañía de un hombre de la familia o la imposición del uso del "burka", una situación que fue mejorando con la caída del régimen insurgente en 2001 y que ahora muchos temen que se repita.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

¿Cuáles son las restricciones para las mujeres en Afganistán?

A través de la Asociación Revolucionaria de Mujeres de Afganistán, la RAWA, por sus siglas en inglés, se dieron a conocer diversas prohibiciones impuestas por el régimen talibán, mismas que se estarían aplicando de nueva cuenta con la toma del gobierno afgano el fin de semana pasado. La lista ha conmocionado al mundo.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

  • Prohibición total del trabajo de las mujeres fuera del hogar. Se aplica a maestras, ingenieras y la mayoría de las profesionales. Sólo un número reducido de doctoras y enfermeras pueden trabajar en algunos hospitales de Kabul.
  • Prohibición total de la actividad de las mujeres fuera del hogar, a manos que estén acompañadas de un mahram, quien es un pariente del sexo masculino cercano.
  • Prohibición a las mujeres de tratar con comerciantes masculinos.
  • Prohibición de que las mujeres sean atendidas por médicos hombres.
  • Prohibición de que las mujeres estudien en escuelas, universidades o cualquier otra institución educativa.
  • Requisito que las mujeres lleven un velo largo, que las cubra de la cabeza a los pies.
  • Azotes, golpizas y abuso verbal de mujeres que no estén vestidas de acuerdo con las reglas de los talibanes o de aquellas que salgan a la calle sin la compañía de un mahram.
  • Azotes en público a mujeres que lleven los tobillos descubiertos.
  • Lapidación pública de mujeres acusadas de tener relaciones sexuales fuera del matrimonio.
  • Prohibición del uso de cosméticos (han amputado los dedos a niñas que se pintan las uñas).
  • Prohibición de que las mujeres hablen o estrechen la mano de hombres que no sean mahram.
  • Prohibición a las mujeres de reír a carcajadas. Ningún extraño debería escuchar la voz de una mujer.
  • Prohibición a las mujeres de usar zapatos de tacón, que producirían sonido al caminar. Un hombre no debe escuchar los pasos de una mujer.
  • Prohibición a las mujeres de viajar en taxi sin mahram.
  • Prohibición de la presencia de mujeres en la radio, televisión o reuniones públicas de cualquier tipo.
  • Prohibición para que las mujeres practiquen deportes o ingresen a un centro o club deportivo.
  • Prohibición a las mujeres de andar en bicicleta o motocicleta, incluso con sus mahrams.
  • Prohibición de que las mujeres usen ropa de colores brillantes. En términos de los talibanes, estos son "colores sexualmente atractivos".
  • Prohibición para que las mujeres se reúnan para ocasiones festivas o con fines recreativos.
  • Prohibición a las mujeres de lavar ropa junto a ríos o en lugares públicos.
  • Modificación de todos los topónimos, incluida la palabra "mujeres". Por ejemplo, "jardín de mujeres" se cambió a "jardín de primavera".
  • Prohibición para que las mujeres aparezcan en los balcones de los departamentos o casas.
  • Pintura obligatoria de todas las ventanas, para que las mujeres no se vean desde el exterior de sus casas.
  • Prohibición para que los sastres varones tomen medidas de mujeres o cosan ropa de mujer.
  • Prohibición de baños públicos femeninos.
  • Prohibición a hombres y mujeres de viajar en el mismo autobús. Los autobuses públicos ahora han sido designados "sólo para hombres" o "sólo para mujeres".
  • Prohibición de pantalones acampanados, incluso debajo de la burka.
  • Prohibición de dejarse filmar o fotografiar.
  • Prohibición de fotografías de mujeres impresas en periódicos y libros, o colgadas en las paredes de casas y tiendas.
  • Recuerda que con nosotros puedes seguir informado en Telegram.

    PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

    ________________________________________________________________

    Foto de portada: EFE

    Con información de EFE

    Podría interesarte
    Etiquetas:mundo
    PUBLICIDAD
    PUBLICIDAD