Niño invita a cenar a viejito que vendía paletas en un restaurante

Lau AlmarazMartes, 10 de diciembre de 2019 10:51

shares
mexico

El niño había ganado 40 pesos jugando a la lotería y decidió utilizarlos en comprar algo de comer para el vendedor ambulante.


Nunca dejaremos de destacar que son los niños los seres humanos que más nos enseñan en este mundo. De ellos aprendemos infinidad de cosas y, además, nunca nos dejamos de sorprender tomando decisiones que siendo adultos, nos cuesta trabajo tomar.


Eso pasó con Adalid, un pequeño que ganó 40 pesos jugando a la lotería mexicana y que decidió utilizar no en algo para él, sino en hacer feliz a un viejito que trabaja como vendedor de paletas en algunos restaurantes de Uruapan, Michoacán.


 1


'Mamá, ¿podemos comprarle unos tacos y un refresco?'

La encargada de contar la historia que se hizo viral en redes sociales fue Karen Espinosa, mamá de Adalid, este pequeño que conmovió a todo el mundo con su acción. "Estábamos cenando cuando llegó este viejito vendiendo paletas de bombón, muy cansado (me imagino que de andar trabajando todo el día)", relata Karen en su posteo en Facebook.


"Adalid, desde que lo vio, no lo dudó y se paró de la mesa y le regaló 40 pesos que momentos antes había ganado jugando lotería mexicana. El señor le daba unas paletas y le contestó: 'quédeselas y véndalas'. Yo lo observaba inquieto y no dejaba de ver al viejito, de nuevo se para y me dice que le va a dar otros 29 pesos que traía. En eso regresa con lágrimas en los ojos y me dice: 'mamá, ¿podemos comprarle unos tacos y un refresco? Porque mira, tiene mucha hambre", siguió contando Karen.


 2


Estaba al pendiente de que le sirvieran los tacos

Adalid no dejaba de ver al viejito, quería que le sirvieran rápido los tacos para que los pudiera comer y así ver cómo su buena acción se coronaba con una sonrisa de agradecimiento por parte del vendedor. Cuando su madre le respondió que sí podían comprarle los tacos y el refresco, Adalid "se dirige a él y le pregunta de qué los quiere, se los pide al mesero y estaba muy al pendiente de que se los llevaran rápido".


"En eso, de repente empieza a llorar y le pregunto por qué. Me dice: 'es que mira, mamá, está cenando tan a gusto'", terminó de contar Karen antes de destacar que "yo no sé quién le dio la vida a quien. A veces como mamá me pregunto si estoy haciendo bien mi trabajo como tal y dudo día a día si lo hago bien, pero acciones como estás me dan respuestas a todas mis dudas".


Habrá que replicar el comportamiento de Adalid, quien nos da esperanza para no pensar que todo está perdido. Ese dejo de humanidad que aún permanece en los más pequeños del planeta, quizá, sea el que nos salve de la podredumbre en la que vivimos todos los días.


Recuerda que con nosotros puedes seguir informado aquí.

________________________________________________________________

Foto de portada: Karen Espinosa Facebook.


Podría interesarte:

Coxsackie, el virus que se está propagando en los niños mexicanos

Descubren en redes boda de niña con hombre de 45 años, en Toluca

Axel trabajó un año en una taquería para ver a Slipknot, pero cancelaron el concierto


ETIQUETAS: noticias niños
REFERENCIAS:
Lau Almaraz Lau Almaraz

Periodista egresada de la FES Acatlán.

COMENTARIOS