Estafan a boxeador mexicano 'vendiéndole' terreno en el Popocatépetl

Miguel FernándezDomingo, 5 de septiembre de 2021 16:13

shares
mexico

Víctor Rabanales, excampeón mundial de peso gallo, vivió un episodio increíble.


Víctor Rabanales es otro de los grandes personajes del boxeo mexicano. Su historia, como la de muchos pugilistas en nuestro país, es una dramática mezcla de momentos de gloria y tragedia. El orgullo de Ciudad Hidalgo en Chiapas debutó en el boxeo profesional en agosto de 1983 cuando noqueó al veterano, Mario Asteaga, en la Ciudad de México. A partir de esa fecha, su vida se convirtió en una montaña rusa que lo llevó a episodios difíciles de creer como la famosa estafa del Popocatépetl.

 

Campeón mundial

 

Rabanales tuvo una primera oportunidad de pelear por el título gallo del Consejo Mundial de Boxeo frente a Greg Richardson, pero, perdió el combate tras una polémica decisión de los jueces. Fue un 17 de septiembre de 1992, cuando el mexicano dio el gran golpe de su carrera al derrotar a Joichiro Tatsuyoshi para quedarse con el título mundial de la categoría. La hazaña fue tal que le quitó el invicto al japonés en su casa.

 

Meses después en Corea del Sur, en otra decisión controvertida, Rabanales perdería el cinturón de campeón a manos de Byun Jung-il en pelea que se realizó en el Hotel Hyundai de Gyeongju. El chiapaneco terminaría su carrera profesional con un récord de 49 victorias y 21 derrotas en 73 peleas.


 1

 Foto de portada: Captura especial / Consejo Mundial de Boxeo


La estafa del Popocatépetl

 

En ese inicio de la década de los 90s, la fama y el dinero llegaron a la vida de Víctor Rabanales. No obstante, en algo muy frecuente entre los boxeadores mexicanos, el campeón del mundo perdió el control. Uno de esos primeros episodios de despilfarro llegó cuando un grupo de supuestos ejidatarios le ofreció un terreno en las faldas del volcán Popocatépetl. En una entrevista para la revista Proceso, Rabanales confirmó que no cerró ese primer acuerdo, pero, instantes después, unas mujeres se le acercaron para ofrecerle lo mismo. El expugilista pagó 30 mil dólares por algo que, legalmente, ni siquiera podía comprar.

 

“Como nunca llegamos a un acuerdo con las primeras personas, ellos me abandonaron en ese lugar. Después, dos mujeres se me acercaron para hacerme la misma oferta y les pagué los 30 mil dólares. Pensé en construir un gimnasio para trabajos de altura y algunos juegos. También quería poner una granja de conejos. Trataba de buscarle alguna utilidad al terreno, porque, sea lo que sea, las mujeres me dieron los papeles y hasta se los entregué a mi esposa”.

 

Los problemas no terminaron

 

A partir de ese tramo final de su carrera, Víctor Rabanales cayó en la trampa de los excesos. Drogas, alcohol y malas decisiones financieras. Tiempo después de la estafa del Popocatépetl, Víctor Rabanales también fue defraudado con un departamento en Texcoco. Incluso, cuando se acabó la fama y el dinero, su condición de pobreza hizo que malbaratara su cinturón de campeón del mundo. Lo vendió en solo cinco mil pesos.


Lee más: Policía suspende el Brasil-Argentina y se lleva a cuatro jugadores por covid-19


Recuerda que con nosotros puedes seguir informado en Telegram.

________________________________________________________________

Foto de portada: Captura especial / Consejo Mundial de Boxeo

ETIQUETAS: deportes Metrópolis
REFERENCIAS:
Miguel Fernández Miguel Fernández Editor News

COMENTARIOS