Un son en verde y blanco para el abogado de las causas perdidas, San Judas Tadeo

Regina MendozaDomingo, 28 de octubre de 2018 21:00

shares
mexico 28 de octubre dia de san judas tadeo

"Todos siguen, seguimos, teniendo un motivo de desesperación, de petición o de agradecimiento. Porque San Judas, al menos durante las 24 horas que dura su fiesta, le quita lo imposible a los favores que se enuncian".


*Todas las fotografías son de Maríaisabel Mota.


Como un clamor, el sonido de los cuetes interrumpe el letargo de la mañana dominical. No es un coro de gritos, pero representa el canto de las multitudes que elevan una plegaria para que el primo hermano de Jesús atienda su causa perdida en particular. Porque todos hemos sentido, o bien nuestras madres nos lo han dicho alguna vez, que somos un caso perdido.


Uno de los rezos a San Judas Tadeo implora: “Te suplico me ayudes a dominar mis malas inclinaciones y tentaciones, evitando todas las ocasiones de pecado”. Y es cierto, en esta ciudad profana, pecadora, todos esperamos un milagro.


28 de octubre dia de san judas tadeo 1


El origen del médium

A Santa Brígida de Suecia, patrona de Europa, Jesús le recomendó que pidiera ciertos favores "por medio" de San Judas Tadeo. Desde entonces se propagó la creencia de su omnipotencia, ya que si Dios mismo no atendía las plegarias, San Judas lo haría por su cercanía con él. Por eso se le representa con un medallón en el pecho con el rostro de Cristo. Él es, entonces, una suerte de médium entre los mortales y lo todopoderoso, el que facilita los trámites.


Flashback en verde y blanco 

El primer acercamiento que tuve con San Judas Tadeo fue hace 5 años, un 28 de octubre de 2013. La madre de un niño y una niña, enfundados en capas verdes y blancas, me deja tomarles una fotografía a los chiquillos, que sudan a chorros por el calor de las doce del día. Imperturbable, el pequeño come una paleta de dulce roja, que ya le ha pintado toda la boca y parte de la nariz. Sospecho que a su corta edad, no entiende bien qué es todo ese bullicio ni de quién es la figura que cargan decenas de adeptos. Algunas de ellas amorfas, otras perfectamente bien hechas y tintadas, y unas pocas más con diamantina. Él se conforma con su caramelo y se sienta en la banqueta a comer un tamal que desmenuza con los dedos. Claro, para él esto es una fiesta, un festín de garnachas, vasos de refresco rojo, puñados de dulces gratis, pulseras de cuentas… la oportunidad de que le compren una figura de La Mole.


Porque San Hipólito, templo alzado en el cruce de Avenida Hidalgo y Avenida Reforma, en la colonia Guerrero de la Ciudad de México, el que San Juditas le arrebató a Hipólito, y donde cada 28 de octubre se reúnen miles de creyentes para visitarle y hacerle peticiones de toda índole, no le niega la entrada a nadie. La fe tiene ese poder ecléctico, es para todos y todos se alimentan de ella. 


28 de octubre dia de san judas tadeo 2


A pocos metros de distancia, un hombre me muestra tremendo chamorro; luce orgulloso un tatuaje del sobrino de José y María; un San Juditas amarillento. ¿Por qué?, le pregunto. Dice que para que su hermano salga pronto de la cárcel y para que él no corra con la misma suerte. No me suena a una petición absurda. Me extiende una pulsera verde, la deposita en mi mano con sumo cuidado, como si fuera un amuleto de la buena suerte o una carta astral que está por revelarme mi destino. En ese preciso momento, otra mano se cruza en el intercambio. Es de un hombre que forma parte de un grupo de tres, que cargan una estatua de San Judas tamaño real. La soportan risueños y animados, hacen chistes y se apuran para llegar a la próxima misa. Van a derramar sus peticiones imposibles en las manos idóneas, ¿así quién no se siente esperanzado? 


El festín 

Es 28 de octubre de 2018, poco ha cambiado en cuanto a peticiones. Una pareja me dice que vienen a pedir por su hijo, ella está embarazada. Y también vienen por “otra causa”, pero no me revelan cuál es. Es ese su motivo perdido, así que prefieren mantenerlo oculto. Todos siguen, seguimos, teniendo un motivo de desesperación, una súplica o un agradecimiento cabal. Porque San Judas, al menos durante las 24 horas que dura su fiesta, le quita lo imposible a los favores que se enuncian, por más insensatos o cuestionables.


Mientras esquivo los locales improvisados de tatuajes temporales, en mi mente repaso todas las peticiones de favores con las que me he topado en todos los 28 de octubre que me he parado frente al templo; enfermos terminales, madres de ausentes, esposas que esperan el retorno de su marido, hermanos de presos, víctimas de la delincuencia organizada, víctimas del narco. 


28 de octubre dia de san judas tadeo 3


Los puestos de comida se enfilan uno tras otro, en espacios que a las cuatro de la tarde son los únicos que no están rodeados por montículos de basura, hierbas que ya no le sirven a los curanderos y flores. Hay de todo: esquites, pan de feria, cueritos, dorilocos, chapulines, tacos de canasta de a 10 por $10. Gangas gastronómicas. Otros más han optado por regalar tacos: le sirven arroz, frijoles y chorizo con papas a los feligreses. Esa es otro de los poderes de San Judas: une a todos en una mesa que no distingue raza, ciudadanía, fobias, traumas, colores de piel ni motivos de rezo. Ninguno es absurdo. Hoy todos comen de una misma olla y beben de un mismo termo de café. La familia de los Tadeo. 


Sonares

Cerca de la entrada del tempo, un par de curanderos hacen limpias. Al hombre-jaguar que sujeta el copal y lo pasea alrededor de los cuerpos de los participantes del ritual le cuelgan pieles de conejo del cuello y sus pantalones tienen un estampado felino, no logro descifrar de cuál. Rechaza un bocado de taco que uno de los creyentes que, agradecido, intenta meterle en la boca. Es el líder de su manada y hoy no come.


Un reguetón a todo volumen interrumpe a los espectadores absortos en la humareda, es una de J Balvin, ¿o de Maluma? Las melodías de la temporada otoño-invierno no pueden faltar en una fiesta, ¿o sí? Le sigue una canción de cumbia, un son guapachoso que eructan las bocinas. Más lejos, otro grupo de danzantes emplumados ha transformado un rezo en canto, un son que huele a incienso y que si tuviera colores, expulsaría serpentinas blancuzcas y verdosas.


28 de octubre dia de san judas tadeo 4


A un lado de las puertas del templo, otra bocina anuncia que ya está a la venta el calendario de San Judas 2019, así que una señora que recoge flores rojas de uno de los montecillos de basura interrumpe su recolección para ir por el suyo. En esta tierra cercada por rejas policiales y puestos de tepache es raro ver a alguien con las manos vacías, ya sea una pequeña figura, oraciones que se reparten por montones, retratos, bebés disfrazados del patrono.


Mi causa está desaparecida

Martha optó por las fotografías enmarcadas y camina con una a la altura de su pecho. Es un hombre que fue asesinado el 14 de abril de 2017. Llama a otras dos mujeres, una joven.y otra adulta, para que extraigan otros dos retratos de una bolsa de plástico. Me dice que está aquí por él, Jesús Alvarado, su desaparecido, a quien no ve desde el primero de marzo de 2016. No me dice si es su hijo, su esposo o su hermano, siempre se refiere a él como “mi desaparecido”.


Se lo arrebataron en un levantón afuera de su propia casa, en Ciudad de los Niños, Naucalpan, Estado de México. El hombre de la tercera fotografía también fue asesinado. Dicen que aunque las autoridades de Toluca las ayudaron, “ya no hay dinero” y eso, como todo en este país, obstaculiza cualquier trámite. Pero ellas no pierden la esperanza, y están aquí para reafirmar ese precepto.


28 de octubre dia de san judas tadeo 5


Su causa es, en el sentido más literal, la causa perdida, la causa extraviada. La causa de los familiares de las 37 mil 435 personas desaparecidas en México hasta abril de este año, según datos del Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas (RNPED). 


El poder imposible

Estamos por irnos, sólo vinimos a ver este desfile de fe, a confirmar que “esto” es lo más poderoso de la humanidad. Con el poder suficiente para reunir este día a 70 mil personas provenientes no sólo de Estado de México y de nuestro monstruo de urbe, sino de todos los estados del país, de todos los rincones en donde resulte imposible no perder la esperanza. Fueron muchos más que en los últimos dos años porque es domingo. Domingo de resurrección; aquí todos resucitan de sus semanas, meses o años en vigilia o soledad. 


Antes de irnos, una Lancer negra interrumpe nuestro paso. Sobre ella va una familia y una estatuilla de San Judas. Los policías le abren paso para que arranque y salga de ahí, como si desearan huir antes de perder la calma del rezo y la oración que sólo San Judas puede darles una vez al año. 


28 de octubre dia de san judas tadeo 6


Llego a casa y leo un extracto de la oración que un padre obligó a su hija a entregarme. Dice: “Venid en mi ayuda en esta gran necesidad, para que reciba los consuelos y socorros del cielo en todas mis necesidades, tribulaciones y sufrimientos, particularmente (haga aquí las súplicas especiales que desea obtener)…” Me pregunto cuál será la mía en esta noche de domingo. He de aprovechar, hoy hay fe de sobra para todos los mortales. 


Otras historias de CC News:

'México es racista': una realidad que expuso la Caravana Migrante

“Nada vulnera mi masculinidad”: Thair, hombre trans y funcionario público

#YoAborto: ¿Cuántas mujeres han ido a prisión por abortar en México?

ETIQUETAS: literatura cultura editors choice
REFERENCIAS:
Regina Mendoza Regina Mendoza Editora

Me hubiera gustado nacer en el norte y ser trapstar.

COMENTARIOS