Fox, Calderón y Peña incumplieron protección de bioterios en México

29 de enero de 2020

Cultura Colectiva

En México, durante tres sexenios, los bioterios han operado con irregularidades e incumpliendo los protocolos necesarios para su buen desempeño

Investigación de Gilbert Gil y Xavier Rodríguez


En México, durante tres sexenios, los bioterios han operado con irregularidades e incumpliendo los protocolos necesarios para su buen desempeño, sin vigilancia estricta ni sanciones efectivas de las autoridades.


Las consecuencias de ello van desde comprometer la calidad de los resultados de la investigación científica nacional, hasta poner en riesgo la salud de los trabajadores en estos centros, por su exposición a enfermedades zoonóticas, transmisibles de animales a humanos.


Lee también: ¿Qué son los bioterios?


El caso de los monos verdes del Instituto Nacional de Neurología y Neurocirugía “Manuel Velasco Suarez” y el de Birmex, empresa mayoritariamente estatal, son dos ejemplos de la situación de los bioterios en México.


En el primero, los documentos que comprueban la adquisición de nueve monos cercophitecus aethiops para investigaciones relacionadas con la enfermedad de Parkinson, presentan inconsistencias en su legal procedencia, fallas en los reportes de la condición física de los primates y su destino final.


en mexico durante tres sexenios los bioterios han operado con irregularidades e incumpliendo los protocolos necesarios para su buen desempeno 1


Se constató en una inspección que en el bioterio carecían de personal técnico capacitado, de manuales de bioseguridad y salud ocupacional, presentaban deficiencias en las condiciones de aislamiento e higiene de las instalaciones y ausencia de programas estipulados en la normatividad. Se encontraron sólo a seis ejemplares vivos, un cadáver y una cabeza de mono en un refrigerador.


En el segundo caso, Birmex, considerada por la OMS como una de las empresas público-privada más importantes en América Latina, sí cuenta con la documentación de los 1500 primates no humanos que han sido utilizados de 2000 a 2018 para el desarrollo de vacunas antipoliomielíticas.


Lee también: Cortan alas a 106 loritos en peligro de extinción, que serían traficados en Mazatlán


Sin embargo, informes de auditorías gubernamentales señalan que la operación de Birmex ha favorecido la importación de vacunas y a farmacéuticas trasnacionales, con lo que el país ha sufrido un retraso de nueve años en el proyecto de producción de vacunas contra la influenza, un costo social de espera pública de mil 523 millones 192 mil pesos, ninguna vacuna producida durante ese periodo y una planta inservible que costó más de 820 millones de pesos y tuvo que ser demolida.


El gobierno mexicano, en 2018, clasificó la información relativa a los bioterios como parcialmente reservada por razones de seguridad nacional, ante la posibilidad de ser usada con fines bioterroristas.

en mexico durante tres sexenios los bioterios han operado con irregularidades e incumpliendo los protocolos necesarios para su buen desempeno 2

Foto: Comunicación Social UAM


En ese sentido, expertos científicos y especialistas en bioética exponen el alto riesgo en bioseguridad que significa no cumplir con criterios normativos en cuanto a infraestructura y capacitación del personal, no tener capacidad de respuesta ante un desastre en la materia, la inexistencia de protocolos, estrategias de mitigación, contención e inclusive de reeducación, en relación con romper el paradigma especista y adoptar la tendencia internacional de sustituir con nuevas tecnologías la experimentación con animales.


Coinciden en que los riesgos, a 20 años, siguen latentes.



Podría interesarte:

Ahora en Francia, mueren 57 animales en incendio en zoológico

De las serpientes y los murciélagos podría provenir el coronavirus

¿Qué estamos haciendo? El ornitorrinco está a un paso de la extinción

ETIQUETAS: Animales Política
REFERENCIAS: Connectas.org
Cultura Colectiva Cultura Colectiva

COMENTARIOS