PUBLICIDAD

DISEÑO

El arquitecto mexicano destinado a cambiar la Historia




"La función de la arquitectura debe resolver el problema material sin olvidarse de las necesidades espirituales del hombre".
Luis Barragán



Un destino es un punto de llegada al cual dirigirse, un lugar por visitar o una meta que alcanzar. Destino es también una fuerza desconocida que actúa sobre las personas y los acontecimientos, algunos creen que inevitablemente.

La obra de Luis Barragán cumple con ambas acepciones: arquitectónicamente resulta un atractivo que debe visitarse. Es ineludible mencionarla al hablar de arquitectura mexicana; sus proyectos, elaborados a partir de planos, volúmenes abstractos, agua y colores fuertes están tan presentes en nuestra memoria como lo están las fuentes, las haciendas, los patios y las calles coloridas de la arquitectura popular mexicana: hay una fuerza compositiva que inevitablemente une a Barragán con México.




Louis I. Kahn se refirió a la Casa Estudio de Barragán como un edificio atemporal, diciendo que pudo haber sido construida hace 100 años o dentro de 100 años. Esta atemporalidad también se manifiesta en el resto de sus obras, haciendo posibles sucesos como la elección de Los Clubes, por parte de Nicolas Ghesquière -director creativo de la firma francesa Louis Vuitton- como escenario de la colorida campaña de primavera, protagonizada por la actriz Léa Seydoux, durante el pasado mes de abril.








El proyecto, llevado a cabo en 1969, incluye: la Casa Egerstrom, la Cuadra San Cristóbal y la Fuente de los Amantes, un conjunto fuertemente expresivo gracias a la abstracción geométrica presente en los elementos volumétricos que lo conforman, los fuertes colores que definen la esencia de cada muro y la profundidad de las aperturas hacia los patios dada por el grosor de las paredes. El agua de la fuente, que remite a los pozos y acueductos en una forma más bien escultórica, genera una cascada cuyo sonido define el espacio. La manera en que los muros, blancos para la casa y coloridos para las caballerizas y la fuente, enmarcan el cielo, producen una experiencia de reflexión solitaria y de contemplación en reposo.







Los Clubes
es un proyecto seductor, en el que Barragán puso en práctica la creación de atmósferas por medio del dominio del color, el volumen y el sonido que lo caracterizan, y que hoy, a casi 50 años de su culminación, continúa manifestando su fuerza comunicativa por medio de elementos arquetípicos extraídos de la esencia de la arquitectura vernácula mexicana.



**
Como todas las expresiones artísticas, la arquitectura también se rige de principios, tiene un discurso y busca la trascendencia, Arquitectura basura para una vida basura es una respuesta al pensamiento contemporáneo, que nos invita a la reflexión sobre lo que hacemos en la cotidianidad y en nuestro quehacer.


Podría interesarte
Etiquetas:arquitectura
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD