"Las sotanas no son chalecos antibalas": Aumentan los homicidios contra sacerdotes en México

Gustavo PinedaMiércoles, 1 de noviembre de 2017 10:30

shares
Derechos Humanos

Ejercer el sacerdocio en el país se convirtió en un verdadero purgatorio para los líderes religiosos tras el aumento de los homicidios.

El padre Alejandro Solalinde es uno de los sacerdotes más rebeldes al interior de la Iglesia católica mexicana, no guarda saliva cuando se trata de denunciar los problemas sociales que más afectan a la nación.


En entrevista con diario español El País, el defensor de los derechos humanos de los migrantes que llegan a México principalmente de Centroamérica recordó que en el pasado los curas “eran intocables”, pero la violencia generalizada ha roto todos los límites posibles. Ya no respeta ni deja fuer a nadie.

 

«Es un horror. Este crimen y el de los otros padres manifiesta una situación sin límites. Antes al menos los criminales respetaban a los sacerdotes».


Antes eran considerados "intocables", pero la violencia no discrimina a nadie. (Foto: La Silla Rota)

 

Esto confirma que las sotanas no son chalecos antibalas, más si consideramos que vivimos en un país donde el 82.9 por ciento de la población es católica, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía. Así que la religión no es una limitante para acribillar a los representantes de la Iglesia, de hecho, en el último año los religiosos recibieron 800 amenazas de muertes, un 50 por ciento más respecto al 2016.


México lleva más de una década siendo el país más peligroso para ejercer el sacerdocio. De acuerdo con la Unidad de Investigaciones Especiales del Centro Católico (CCM), durante los últimos 26 años se registraron 66 homicidios dolosos contra miembros de la Iglesia católica, de los cuales 60 son crímenes arteros, dos corresponden a desapariciones forzadas y dos a secuestros frustrados.


El sexenio de Felipe Calderón fue el más violento contra los curas, asesinaron a 25. (Foto: El Diario de Yucatán)

 

Según CCM, de 1990 a 2017 se ejecutó a un cardenal, 44 sacerdotes, un diácono, cuatro religiosos, nueve laicos y una periodista católica, sin embargo, durante la actual administración de Enrique Peña Nieto al menos 18 sacerdotes fueron asesinados.


Podría interesarte:

¿Por qué la explosión en el Episcopado Mexicano es un mensaje de odio a la Iglesia católica mexicana?

Los huachicoleros de Puebla amenazan a sacerdotes; Iglesia acusa corrupción

Quieren el Nobel de la Paz para el padre Alejandro Solalinde


ETIQUETAS: Religión México crimen
REFERENCIAS: El País CCM
Gustavo Pineda Gustavo Pineda Periodista

Muy Guerrerense, Michoacán me adoptó en el 2008, pasé por las llamas del Edomex y llegué al paraíso de la CDMX.

COMENTARIOS