Pantalones con el trasero al descubierto: la costumbre ancestral que tiene en debate a China

Lau AlmarazMartes, 9 de enero de 2018 17:15

shares
Cultura

No importa que sea o no un lugar público, los niños usan estos pantalones con un agujero en el trasero para realizar sus necesidades


Era mediodía en The Place, uno de los centros comerciales más lujosos en Pekín. De pronto, un niño de aproximadamente dos años, se puso en cuclillas y comenzó a defecar a la vista de todos. En cuanto terminó, su madre tomó un guante y recogió las heces del pequeño y las colocó en una bolsa para después tirarlas a la basura.

 

El niño llevaba puesta una prenda conocida como “kai dang ku”, la cual se caracteriza por dejar al descubierto el trasero de los niños para educarlos a hacer sus necesidades en el momento en que así lo sientan.

 

Aunque la costumbre en China es ancestral, es cuestionada sobre todo por los extranjeros, quienes la consideran poco higiénica y también perjudicial para los niños. Para muchos, su uso no es la mejor manera de enseñar a los pequeños el hábito de ir al baño cuando así lo sientan necesario.

 

 Los niños son enseñados desde el principio a hacer sus necesidades en el momento en que lo sientan. (Foto: Azab Gazab)


Según los educadores chinos, quienes se encargan de instruir a los niños, la utilización de los “kai dang ku” es para que los pequeños lleven a cabo el ritual de ir al baño cuando lo necesiten y de esta manera ayuden a evacuar de la mejor manera los intestinos. Aunque muchos piensen que es hacerlo en donde quieran, los niños se van acostumbrando y por instinto saben cuándo y dónde hacerlo.

 

La efectividad provoca que, hasta la fecha, se sigan utilizando estos pantalones en muchas partes de China, aunque muchos de esos lugares son ya comunidades rurales. Por ejemplo, los niños de entre tres y cuatro meses de edad son entrenados para ir al baño y lo aprenden más rápido que en Occidente, en donde los pequeños lo aprenden hasta que cumplen el año.

 

 Desde los primeros meses, los niños usan los "kai dang ku". (Foto: Geocities)


La contaminación y el estatus son vertientes que se ponen en discusión en muchos foros de debate chinos. Al evacuar en áreas públicas, estas quedan contaminadas por más que los papás recojan las heces de los niños. Las calles, debido a esto, presentan un mal olor y, además, se vuelven focos rojos en el desarrollo de diversas infecciones.

 

Quienes están en contra del uso de los “kai dang ku”, aseguran que el uso de pañales beneficia más no sólo a los niños, sino también al ambiente, además de afirmar que les da un estatus mayor al de aquellos que usan los pantalones con el trasero al descubierto.


 El debate en China por el uso de estos pantalones se da en foros de internet. (Foto: Dong Bu Dong)


El ámbito médico también entró al debate pues, según la BBC, la Medicina Tradicional China (MTC) apoya su uso desde el punto de vista de las energías que albergan el cuerpo de los pequeños. «De usar pantalones cerrados, las partes íntimas concentrarían más Yang que otras», indicó al medio británico la doctora Yiting Huang.

 

Permitir que los niños liberen esta energía es visto como favorable para su salud. Pero la medicina convencional dice lo contrario: «no es higiénico para los órganos sexuales y el sistema urinario de los niños, y tampoco protege su intimidad», aseguró Han Zhiyin, pediatra del hospital de niños de la provincia de Shanxi, en China.

 

El debate continúa. Mientras muchos discuten sobre si es bueno o no usar estos pantalones, en China se utilizan cerca de 20 mil millones de pañales desechables anualmente. La contaminación también aumenta mientras algunos métodos de crianza siguen sin adaptarse al desarrollo que conlleva una urbe tan adelantada como la china.


Podría interesarte:


¿Por qué la educación en China es clave para su poderío económico?

Niños de kínder eran humillados y dormidos con somníferos en China

ETIQUETAS: Medio ambiente salud China
REFERENCIAS: BBC
Lau Almaraz Lau Almaraz

Periodista egresada de la FES Acatlán.

COMENTARIOS