Trilobita: el primer ser vivo que desarrolló ojos en la historia natural de la Tierra

Fernando CastilloViernes, 5 de enero de 2018 13:20

shares
Ciencia

El fósil tiene más de 500 millones de años y se cree que detectaba apenas 500 pixeles

Un grupo de investigadores y arqueólogos de las universidades de Köln (Alemania), Edimburgo (Escocia) y Tallin (Estonia), fueron partícipes del descubrimiento del primer ser vivo con ojos más antiguo jamás encontrado en una región con depósitos fósiles de Estonia. El ojo perteneció a un Trilobita, el antepasado de los crustáceos y las arañas actuales con una antigüedad aproximada de unos 530 millones de años, los detalles fueron publicados en la revista científica PNAS.



Allí se detalla que este descubrimiento paleontológico se destaca por las increíbles condiciones de conservación que muestra el resto fósil con el ojo derecho de la criatura parcialmente erosionada.


Sus características internas resaltan que la estructura del ojo es similar al de los insectos y crustáceos actuales, el informe describe que la única diferencia es que el ojo del antiguo artrópodo no tenía el sistema de córnea cristalina que poseen las especies modernas por lo que concluyeron que la estructura de los ojos en los seres vivos han mantenido su estructura durante más de 500 millones de años.


Resto fósil del trilobite. (Foto: PNAS)


Células sensoriales


Los restos fósiles se encontraban en tal conservación, que los científicos pudieron detectar que la estructura del ojo trilobita tenía más de cien subunidades, que los oculistas llamadas ommatidias con ocho células sensoriales que ayudan a las criaturas a seguir sus instintos a través de la mirada.


Tal y como funcionan los ojos compuestos modernos que son receptivos a la luz, a los pigmentos visuales y que canaliza el exterior de la mirada al sistema nervioso central, a este sistema se le llama "rabdomoma".


Modelo de los ojos del trilobite según los científicos. (Foto: Vista al mar) 


«Es probable que este antiguo trilobita fuera más parecido a un crustáceo, ya que el fósil denota un caparazón blando. En cuanto a los orificios de los ojos, la delicada capa fosilizada indica que no tenía lente natural», explicó a Pnas, Brigitte Schönemann, académica de la Universidad de Köln, Alemania.


También destacó que la resolución del ojo primitivo pudo haber percibido apenas unos 100 pixeles, lo que era suficiente para no chocar con obstáculos. El ojo humano actual detecta entre 570 y 580 megapixeles, casi 6 millones de veces mejor que el trilobite.


Caso excepcional

 

Hace unos pocos años fue descubierto otro trilobita con millones de años menos que el recién descubierto, en él se destacaba un ojo mucho más evolucionado, más parecido al de insectos como las moscas o libélulas que en efecto, tienen una vista mucho mejor que la de los crustáceos modernos.


Ojos de crustáceos modernos. (Foto: Live Science) 


Para Schönemann, será muy difícil descubrir otro trilobita parecido al de Estonia, ya que las especies que vivieron hace más de 500 millones de años tenían tejidos mucho más blandos por lo que es casi imposible que haya alguno fosilizado.


Podría interesarte:


Gigantes felinos y rinocerontes lanudos, descubren restos fósiles en Siberia

Hallan fósil de pingüino gigante, tan grande como una persona adulta


Fernando Castillo Fernando Castillo articulista internacional

COMENTARIOS