La ciencia encontró la forma de lograr los efectos de estar borracho sin beber

Lau AlmarazMartes, 7 de noviembre de 2017 19:05

shares
Ciencia

Un estudio reveló que el ser humano puede emborracharse sin beber una gota de alcohol.


Hemos estado borrachos sin beber y no nos hemos dado cuenta, según la ciencia. Todos esos efectos que experimenta nuestro cuerpo cuando no dormimos, son idénticos a aquellos que sentimos cuando bebemos demasiado. Nuestros movimientos se vuelven más lentos y un tanto torpes, pues las células de nuestro cerebro se calman e incluso, esta lentitud impide que almacenen algunos recuerdos.


Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de California, en Los Ángeles, reveló que la privación del sueño reduce la velocidad de comunicación de las células cerebrales y esto provoca las famosas “lagunas mentales”, que son fragmentos de momentos que vivimos, pero que no recordamos.


Efectos del consumo de drogas. (Foto: Fundación Teen Challenge Panamá)


Lo que sugieren los investigadores de la Universidad de California es que los efectos de la fatiga pueden ser los mismos que tenemos cuando bebemos demasiado. Incluso los investigadores descartan que esto tenga algo que ver con el síndrome de la autodestilación, el cual consiste en que la persona destile su propio alcohol en el intestino, pasando a la sangre directamente.


En pocas palabras, el síndrome de la autodestilación es aquel producido por una levadura que está alojada en el intestino de los pacientes de esta rara enfermedad. Cuando la levadura aumenta considerablemente, fermenta los hidratos de carbono y los azúcares destilando etanol, lo que provoca que el paciente se encuentre en un estado etílico permanente.


Beber lo que quieras sin que te haga efecto. (Foto: El Confidencial)


Alejados de este síndrome que padecen cerca de cien personas alrededor del mundo, el estudio de la Universidad de California se basó en el escaneo de los cerebros de 12 pacientes epilépticos. Previo a una cirugía, se dieron cuenta que para provocarles convulsiones, necesitaban mantenerlos despiertos por espacio de una noche.


Después de conectar electrodos a los pacientes participantes, se les pidió que dividieran en categorías una serie de imágenes lo más rápido posible. Lo que hacían los electrodos era medir el disparo de las células cerebrales. A medida que los pacientes tenían más sueño o cansancio, la actividad de sus neuronas era menor y su capacidad para clasificar era más lenta que al principio del ejercicio.


Consumo de alcohol en jóvenes. (Foto: Elsevier)


«Le lleva más tiempo al cerebro registrar lo que está percibiendo», indicó Itzhak Fried, uno de los autores principales del estudio en la Universidad de California. «La fatiga ejerce una influencia similar en el cerebro a cuando se bebe de manera excesiva», añadió el especialista.


Caso curioso, según los investigadores, el del estado en reposo de algunas neuronas, pues mientras ellas se encuentran descansando, el cerebro está despierto y atento a cualquier tipo de trabajo que el resto de las neuronas activas le encomienden.


Podría interesarte:


La ciencia lo dice: el alcohol te ayuda a hablar mejor los idiomas extranjeros

"Cuidado con el alcohol adulterado": Advierte el gobierno de EUA a quienes viajen a México


ETIQUETAS: Ciencia salud Medicine
REFERENCIAS: UCLA IFL Science
Lau Almaraz Lau Almaraz

Periodista egresada de la FES Acatlán.

COMENTARIOS